¿Qué podemos esperar del estreno de House of Gucci?

Por Luis Jesús Risco

Tan prometedora como controversial, la cinta británica-estadounidense basada en la obra de Sara Gay Forden sobre el caso de la firma de moda italiana Gucci, garantiza resucitar el mundo del cine. Con Lady Gaga a la cabeza, desde un inicio estuvo claro que el nivel de atención que recibiría House of Gucci, sería alto. No obstante, la realidad superó las expectativas. Se ha comentado sobre el filme en un sinfín de plataformas: desde discusiones sobre el reparto y el equipo de producción hasta críticas por parte de la misma familia Gucci. Analizamos el caso House of Gucci y todo lo que debemos esperar de la controversial historia hecha película.

Tomando como punto de partida un acontecimiento ubicado entre las tragedias más estremecedoras del mundo de la moda, House of Gucci narra la historia del matrimonio conformado por la socialité Patrizia Reggiani y Maurizio Gucci, nieto del fundador de la casa italiana. La mañana del 27 de marzo de 1995, con las calles del centro de Milán como único testigo, el empresario perdió la vida a manos de Benedetto Ceraulo, sicario contratado por Reggiani. El motivo: los celos que se apoderaron de ella, impulsados por la demanda de divorcio impuesta por Maurizio, anhelando consolidar su relación con la diseñadora y modelo, Paola Franchi. Esta historia de pasión e impulso inició una conversación vigente hasta la fecha; demostrando activamente que detrás de las icónicas franjas rojas y verdes, yace un universo de excesos y lujuria esperando a ser expuesto.

A diferencia de la gran mayoría de largometrajes realizados en base a eventos reales, el proyecto parece contar con una alta tasa de desaprobación entre los personajes implicados y sus seres cercanos.

Aún en etapa de desarrollo, la película inspirada por el libro The House of Gucci: A Sensational Story of Murder, Madness, Glamour and Greed [La casa de Gucci: una historia sensacional de asesinatos, locura, glamour y codicia], viene desatando polémica desde que se anunció. Declaraciones de la auténtica familia Gucci y comentarios de Reggiani ante la prensa, se combinan para crear el ambiente expectante que podría convertir al filme en un rotundo éxito de taquilla y ganador de numerosos premios.

Ridley Scott, a cargo de la dirección, contempla la idea de realizar esta película desde junio del año 2006, cuyos protagonistas, Patrizia y Maurizio, serían interpretados por Angelina Jolie y Leonardo DiCaprio, respectivamente. Seis años más tarde, en febrero de 2012, la hija de Scott, Jordan, lo reemplazó e inició negociaciones para brindarle rol protagónico femenino a Penélope Cruz. Cuatro años después, en noviembre de 2016, Scott cedió la silla de director a Wong Kar-Wai, quien tenía la intención de que sea Margot Robbie quien represente el rol de Reggiani. Finalmente, a fines de 2019, Ridley Scott retomó la posición de director y anunció al libro mencionado líneas arriba como su principal fuente de inspiración. Hasta la fecha, se ha establecido que Lady Gaga será quien protagonice la cinta, en compañía de Adam Driver, mientras que el estelar elenco contará con Jared Leto, Robert De Niro, Al Pacino y Salma Hayek, esposa de François-Henri Pinault, empresario francés y actual dueño de la compañía, quien ha expresado su apoyo al largometraje.

El contacto entre Reggiani y Gaga fue negado por parte del equipo de producción con el objetivo de no dar vitrina a semejante homicida, lo que llevó a la actriz a limitar su preparación para el papel al consumo de material como libros y documentales acerca de lo sucedido.

Habiendo ya demostrado su habilidad para la actuación en uno que otro (impecablemente ejecutado) papel, la decisión de ofrecer el rol principal a la intérprete ítalo-americana, Lady Gaga, aparenta ser más que adecuada, tomando en cuenta la similitud que existe en el físico y fondo cultural de ambas mujeres. 

LEE TAMBIÉN: EL REGRESO DE LADY GAGA AL TRONO DEL POP JUNTO A CHROMATICA

El primer vistazo al proyecto consistió en una foto de Gaga al lado de su compañero de escena, Driver, publicada en la cuenta de Instagram de la estrella neoyorquina; acompañada de la descripción: “Signore e Signora Gucci”. Esto desencadenó una serie de diversas reacciones entre sus seguidores, la gran mayoría de ellas, positivas. Lo que sea que dicha foto provocó, fue rematado por el tráiler; en este, la audiencia tuvo un acercamiento más exacto a la propuesta de Scott. La precisión de las caracterizaciones se hace presente junto a los atuendos y escenarios, empapados de aquella inconfundible opulencia ochentera.

A diferencia de la gran mayoría de largometrajes realizados en base a eventos reales, el proyecto parece contar con una alta tasa de desaprobación entre los personajes implicados y sus seres cercanos. Patrizia Gucci, por ejemplo, prima segunda de Maurizio, ha criticado el aspecto ético de la producción, manifestando estar “realmente decepcionada” pues “están robando la identidad de una familia para obtener ganancias, aumentar los ingresos de Hollywood”. Asimismo, añadió que “se puede hablar de todo, pero hay una frontera que no se puede cruzar”. Entre las principales críticas de la familia, se halla la falta de contacto entre esta y el equipo, información errónea en el libro que, aparentemente, no hay intención corregir, y la participación de artistas de renombre que, según mencionan, no guardan ningún parecido físico con las personas a las que representan. No obstante, declararon que no tomarían acciones sin antes ver la película completa.

Para la película de Ridley Scott, la diseñadora de vestuario ganadora de un Óscar, Janty Yates, se inspiró en los archivos de la firma.

Conocida como la viuda negra, Patrizia Reggiani fue arrestada y posteriormente, condenada a 29 años de cárcel por organizar el asesinato de su marido. A fines del año 2019, reveló a la prensa italiana que se encontraba “honrada de que la interprete una actriz de tal calibre”, así como “desilusionada e incómoda” de que la Mother Monster no se haya puesto en contacto para trabajar en su personaje. Sin embargo, esta decisión no fue tomada por la artista; sino que se debe a que el contacto entre Reggiani y Gaga fue negado por parte del equipo de producción con el objetivo de no dar vitrina a semejante homicida, lo que llevó a la actriz a limitar su preparación para el papel al consumo de material como libros y documentales acerca de lo sucedido.

Aún habiendo arrancado con el proceso de filmación a inicios del presente año, la fecha de estreno continúa fijada para el mes de noviembre. Cabe reiterar que posterior a su debut, se sabrá  si la familia Gucci procede con alguna demanda o no, como indicó la prima segunda del fallecido a la prensa. En lo que esperamos, no vendría mal revisar la serie American Crime Story, específicamente la segunda temporada, The Assassination of Gianni Versace, que cubre un caso con mucho en común. A lo largo de sus 9 episodios, cumple con retratar escenas de la vida del ícono de los 90 y fundador de la casa de moda Versace, así como de su asesino, Andrew Cunanan. Los paralelos entre ambas historias y deslumbrante propuesta estética, complementan la estructura narrativa consistente de idas y venidas a varios planos temporales; y con respecto al caso Gucci, dar lectura al libro que Roberto Bentivegna, guionista del filme, utiliza como inspiración: The House of Gucci: A Sensational Story of Murder, Madness, Glamour and Greed de Sara Gay Forden. 

Dicho esto, el tiempo es nuestro mejor aliado y en breve estaremos disfrutando y comentando esta ambiciosa puesta en escena. A juzgar por el tiempo invertido, equipo y contenido que viene presentando, asegura ser una verdadera joya del cine moderno.

Close

LATEX Magazine

Operado por M&Z Fashion Group
© Copyright 2019-2021. All rights reserved.
Close